mitos sobre la supervivencia

 MITOS ERRÓNEOS EN SUPERVIVENCIA (SP)

 MITOS Y CREENCIAS ERRÓNEAS EN SUPERVIVENCIA (SP)

La proliferación de falsos especialistas y youtuber con errores o verdades a medias, hace que los falsos mitos y consejos erróneos proliferen por internet pudiendo producir situaciones peligrosas en el menor de los casos.

Hemos recopilado algunos de ellos para de una manera coloquial corregirlos. Por su cantidad, los hemos estructurado en los temas de importancia en supervivencia SP, la relación la iremos ampliando en el tiempo y si conoces alguno que quieras incluir, déjalo abajo en comentarios y ayudaras a otras personas.

AGUA

Mito: Cómo luego no tengo acceso al agua, bebo ahora mucha y así tengo reservas. Corrección: Nuestro organismo no tiene la capacidad de almacenar agua como los camellos, la que bebes en exceso la expulsas inmediatamente y nuestro organismo no la metaboliza como en el caso de los alimentos, que el exceso sí lo transforma en grasas para su uso en situaciones de necesidad. Siempre vamos a depender de una fuente externa para agua, y como ya sabes no podemos sobrevivir mucho tiempo sin ella, por eso es tan importante en SP.

Mito: Puedo beber agua de un cactus. Corrección: No, a no ser que los conozcas su agua es altamente alcalina.

Mito: Hidratarse con un enema por el culo. Corrección: El intestino grueso sólo absorbe como mucho un 10 o 15% del agua introducida, para hidratarte 1 litro necesitarías meterte por el recto casi 10 litros de agua. ¡Dedica ese esfuerzo, a buscar una fuente de agua y potabilizarla con alguno de los 7 sistemas que te enseñamos en la Escuela Española de Supervivencia & Buschcraft

Mito: El agua estancada no es potable pero la que circula limpia y cristalina sí. Corrección: Eso es falso, las bacterias y otros tipos de contaminación no se ven y el agua aún transparente y limpia puede estar contaminada.

Mito: ¡Si echas un escupitinajo al agua y al remover se disuelve entonces es potable¡, bulo que corre por internet Corrección: No es correcto, mito erróneo.

Mito: Yo con un litro de agua tengo bastante y creo que donde voy hay una fuente. Corrección: Craso error, de los de “yo creía y yo suponía” está el cementerio lleno, prevé agua de sobra para ti y los demás y exige que la lleven o se beberán la tuya.

Mito: Si esa agua la beben; ¡los nativos, perros, … yo también la puedo beber! Corrección: Esas personas y animales llevan mucho tiempo bebiendo de esas aguas y su estómago y organismo se ha adaptado a ellas, para poder hacerlo tú necesitarías un proceso de adaptación progresivo en el tiempo, y no en todas las ocasiones, sólo en el caso de humanos, los animales tienen otras defensas.

Mito: Las sales que el organismo necesita las aporta el agua. Corrección: No, las aporta la alimentación en su mayoría, el agua no tiene casi nada de sales, es la comida.

FUEGO

Mito: Hacer fuego con arco y palos es fácil, todos los youtuber lo hacen a la primera. Corrección:  Lo que no ponen son los vídeos de las 20 veces que no le ha salido. Y cuando vemos en programas como los de “supervivencia en pelotas” que sí lo hacen es porque son personas escogida entre monitores de SP o con años de experiencias, y no todos lo consiguen, es una habilidad que requiere práctica.

 

REFUGIO

Mito: Refugiarse significa hacer un refugio. Corrección: No, es aislarse de las inclemencias del tiempo y no necesariamente construir casi una cabaña, con todo el gasto de tiempo y energía que requiere.

Mito: Con un poco que llueva y me moje no pasa nada. Corrección: El agua aumenta la pérdida de calor varias veces, si no te cambias de ropa o abrigas corres un mayor riesgo de hipotermia.

ALIMENTACIÓN

Mito: La prioridad en supervivencia es la comida. Corrección: Podemos estar varios días sin comer o varias semanas comiendo poco, la alimentación aun siendo muy importante no es lo prioritario en supervivencia.

Mito: Se pueden comer bichos crudos. Corrección: Mejor cocinarlos bien, para matar bacterias y parásitos.

Mito: Se puede sobrevivir mucho tiempo a base de hierbas. Corrección:  Nuestro organismo necesita aporte de proteínas que son básicamente de origen animal, hay que proporcionarlas de manera adecuada o sus efectos se notarán a corto plazo.

Mito: El pescado, aunque huela se puede comer. Corrección:  No, la carne sí pero el pescado no. Los pescados marinos se degeneran en general antes que los de agua dulce. Las infecciones bacterianas tanto en carne y pescado no son broma, y el mal olor es un síntoma claro de oxidación y proliferación bacteriana, otra cosa es que cuando lo cocinas, el calor elimina posibles bacterias y parásitos, pero no las toxinas que produce la putrefacción del pescado. Prácticamente todos los pescados contienen gran cantidad de trimetilamina, la cual cuando se descompone se convierte en amoniaco, de ahí que acabe siendo tóxico. Y si le añadimos que pueden tener mercurio, derivados de petróleo y demás contaminantes qué comen, se llega a la conclusión de que con el pescado en mal estado hay que tener mucho cuidado. Por otro lado, las carnes no solo aguantan mucho más, sino que algunas de ellas como por ejemplo la ternera cuando llega a la carnicería ya ha tenido al menos de 2 a 4 semanas de curación y de desangrado y de ahí que las cortezas sean a veces negras, es un curado natural que se le hace ya que al empezar su proceso de descomposición es cuando está en el momento óptimo de consumo, si no sería una carne demasiado dura y fibrosa, aunque la cocinásemos durante horas.

Otra observación sobre los pescados es que los de agua dulce hay que cocinarlos obligatoriamente y los de la mar no es necesario, éstos últimos incluso se pueden comer crudos pues en el agua de mar no proliferan las bacterias, aunque sí pueden tener parásitos como el anisakis, etcétera razón por lo que siempre recomendamos cocinarlos.

Sobre los reptiles; serpientes, lagartos, lagartijas etc. hay que eviscerarlos y quitarles la piel, luego cocinarlos muy bien hechos imperativamente, si no es un error mortal pues son de los animales más contaminados en Salmonela que hay.

PRIMEROS AUXILIOS

Mito: Cuando te muerde una serpiente venenosa chupar la herida o cortar para que salga el veneno. Corrección: No ¡nada de eso, ni cortar ni chupar, aparte de que la saliva humana es altamente infecciosa, hay que evitar que la sangre contaminada llegue al corazón presionando entre la herida y el corazón, evitando se aumenten las pulsaciones, manteniendo reposo, aplicar antídoto. En caso de viajar a ambientes naturales de países donde existen ofidios peligrosos hay que llevar en el botiquín antídotos adecuados.

Mito: Frotar la piel de un congelado o meterlo en agua caliente. Corrección: Nada de lo anterior es correcto, hay que abrigarlo y darle líquidos calientes.

Mito: Entrar en aguas heladas es mejor hacerlo de golpe. Corrección: No, es mejor poco a poco para evitar un shock y que el cuerpo se adapte.

Mito: «Esta herida es pequeña, no importa, en casa me he hecho similares y no pasa nada ¡” Corrección: En casa o en la ciudad suele ser un ambiente más aséptico (limpio), en un bosque y sobre todo si es tropical la proliferación de infecciones es muy alta, en 12 días morirás de septicemia (infección generalizada) si no te tratan con antibióticos.

 

CARTOGRAFÍA Y ORIENTACIÓN

Mito: El musgo siempre está en el lado norte. Corrección: No es del todo correcto, el crecimiento del musgo lo condicionan aparte de la exposición al sol; las corrientes de aire, la costa, la orientación del valle, los vientos, etc. Y en todo caso eso será en el hemisferio Norte, si estamos en el hemisferio Sur crecerá preferentemente en la cara Sur que es la menos expuesta al sol.

Mito: Yo con mi móvil con GPS salgo de todas. Corrección: En caso de desastre las tecnologías es lo primero que se caen, la batería después y la cobertura podrás o no tenerla por lo que es mejor que no te falte mapa y brújula y saber usarlos, claro.

OTROS

Mito: En los lagos no hay corrientes de agua. Corrección: Todos los años hay más de 300 ahogados en los Grandes Lagos de EEUU muchos de ellos por las corrientes.

Mito: La naturaleza en bella, bonita y buena. Corrección: Las dos primeras afirmaciones puede que sí, pero la tercera nada de nada, la naturaleza es “despiadada” y a la menor de cambio te verás en situaciones altamente peligrosas.

Mito: Los animales son buenos y no son como los humanos de malos. Corrección: Nosotros somos comida para muchos animales ¡

Mito: Cruzar un río bravo con una rama de apoyo. Corrección: Eso será si no lleva mucha fuerza, si te llega a la cintura seguro que no vas a poder.

Mito: ¡voy a esperar a los equipos de rescate! Corrección: En muchos casos y valorando la situación, tendrás que salir tú mismo por tus propios medios. Miles de ejemplos reales y sobre todo en países poco desarrollados o con grandes extensiones

Mito: Si ese tipo que sale en la tele escalando y subiéndose a todas partes puede, pues yo también. Corrección:  Falsa apreciación, la mayoría de la gente no estamos para mucho, nos mataremos o lesionaremos a la primera, y date ya por muerto, perdido y lesionado.

Mito: Todo lo que sale en YouTube es cierto. Corrección: Valora y contrasta la fuente de información antes de tomar decisiones que afecten tu integridad física.

Mito: Lo mejor en supervivencia es llevar un traje de camuflaje. Corrección:  Eso será para cuando vas de caza o rollo militar o de incógnito, si te has perdido, lo que quieres es que te vean y no al revés. En esa línea se puede explicar la diferencia entre supervivencia civil y supervivencia militar en lo que se refiere a «necesito que me encuentren» / «no quiero que me vean» respectivamente.

Si te ha gustado éste post y se te ocurre algún mito erróneo que puedas compartir con nosotros, hazlo saber y lo incluiremos, gracias¡

1 comentario on " MITOS ERRÓNEOS EN SUPERVIVENCIA (SP)"

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *